¿Cuál es el papel de un consultor de firma de abogados?

Tanto los asesores jurídicos como los abogados se benefician del asesoramiento de un consultor de un bufete de abogados.  Los deberes de los asesores legales y los abogados son extremadamente similares.  Incluso se ha sugerido que sus funciones se superponen.  Ambos prepararán documentos legales y realizarán una amplia investigación en nombre de sus clientes.  Hay algunas distinciones, sin embargo, entre un asesor legal y un abogado.

 Consejeros Legales

Un consultor legal puede ayudar a personas, corporaciones y organizaciones con problemas o deberes legales.  Brindan asesoramiento legal después de realizar una investigación exhaustiva de su situación.  Preparan documentos legales que son requeridos por el individuo u organización.  Un asesor legal brinda a sus clientes el asesoramiento legal necesario y se asegura de que cumplan con la ley.

Un asesor legal podría especializarse en un área, como impuestos o bienes raíces.  Un consultor legal puede representar a una corporación de manera continua debido a sus habilidades y experiencia.  Pueden garantizar que la empresa u organización no esté sujeta a acciones legales.  Para sus clientes, se encargan de redactar y evaluar los documentos legales.  Se aseguran de que la empresa u organización cumpla con todas las leyes y reglamentos vigentes.

 Abogados

Los abogados utilizan procedimientos legales para representar y defender a sus clientes.  Representan a las personas en los tribunales y en las mediaciones.  También representan a sus clientes en procedimientos judiciales relacionados con transacciones comerciales.  La responsabilidad principal de un abogado es representar a su cliente en todos los procedimientos legales.

Los abogados no están allí simplemente para representar a sus clientes en los tribunales, ya que es un componente de su trabajo.  Con cada caso que asume un abogado, hay mucho trabajo detrás de escena que se lleva a cabo.  Ellos son los encargados de mantenerse en contacto con sus clientes.  La creación de documentos legales es responsabilidad de una oficina de abogados.

Todos sus casos fueron investigados minuciosamente por un abogado.  Examinan su investigación previa y cómo se relaciona con la instancia actual.  Luego les dan a sus clientes toda la información que han obtenido.

Sí, un abogado representa a sus clientes en los tribunales y en los procedimientos legales, pero hay mucho más en el caso antes de que llegue al juez.  Durante todo el procedimiento, le representarán y asesorarán.  También están disponibles para abordar cualquier consulta complicada que pueda tener.  Un consultor legal es un trabajo que un abogado puede desempeñar.

 ¿Cuál es la diferencia entre un abogado y un asesor legal?

La principal distinción entre un asesor legal y un abogado es que un asesor legal sirve como asesor, mientras que un abogado también puede representarlo en la corte.  El asesor legal garantiza que sus clientes están siguiendo las reglas.  Esto es algo que un abogado también puede lograr, pero también puede representar a sus clientes ante un juez.

 Consultores para Bufetes de Abogados

Tanto los abogados como los asesores jurídicos pueden beneficiarse del asesoramiento de un consultor de un bufete de abogados.

Brindan orientación a los bufetes de abogados sobre prácticas comerciales y otros asuntos legales.  Los abogados, asesores legales y todos los miembros de los empleados de un bufete de abogados los valoran.  ¿Qué da que esto sea posible?  ¿Cuál es el papel de un consultor de firma de abogados?

Un consultor de bufetes de abogados ayuda y asesora a las empresas de abogados sobre cómo administrar sus negocios.  Tienen en cuenta todo el negocio, no solo el componente legal.  Ayudan con todo, desde la recepción hasta el departamento de contabilidad, así como con la admisión de clientes y la gestión de casos.  Un consultor de la firma de abogados ayudará a su negocio de firma de abogados en general.

 Plan de acción

Se requiere un buen plan de negocios de todo abogado o asesor legal.  Un consultor de un bufete de abogados puede ayudar a los abogados a desarrollar el plan de negocios más exitoso para su práctica.  Tienen el conocimiento y la experiencia para ayudar en la evaluación de las demandas de la firma legal.

 Trámites en la Oficina

En una práctica legal, la oficina y todos los que trabajan allí juegan un papel fundamental.  Cada miembro del equipo de su empresa legal, en cada función, puede beneficiarse de una consulta de bufete de abogados.  Enseñarán a sus empleados cómo aplicar métodos que mejorarán la ingesta de información.  Pondrán en marcha tácticas beneficiosas de procedimientos de oficina que tendrán un buen impacto en su empresa.

 Aprendizaje y desarrollo

Antes de brindar asesoramiento comercial a un bufete de abogados, un consultor de un bufete de abogados lo conocerá a usted y a su organización y estudiará sus operaciones.  Ayudarán en el desarrollo de sus estrategias de captación de clientes.  También le brindarán consejos sobre cómo manejar sus casos.  Lo ayudarán a desarrollar tácticas efectivas de comunicación con el cliente.

 Gestión de Casos

Un consultor de un bufete de abogados puede ayudar a un abogado que está bloqueado por un caso o un asunto en una demanda.  Tienen experiencia previa en ese campo.  Su experiencia legal será extremadamente beneficiosa para el bufete de abogados y sus clientes.

Al asesorar a bufetes de abogados, un consultor de bufetes de abogados puede recurrir a años de experiencia.  Ayudarán en la implementación de prácticas críticas y útiles en toda la oficina.  Ayudan en el desarrollo de la planificación estratégica para las prácticas comerciales de la firma de abogados.

 Comunicación Efectiva de los Abogados

La capacidad de interactuar de manera efectiva con los clientes es posiblemente el talento más importante que puede adquirir un abogado.  Casi todo lo que hace como abogado depende de su capacidad para comunicarse, ya sea de forma verbal o no verbal a través del lenguaje corporal.

 

En este caso, menos es más.  Es crucial comunicarse, pero no es necesario ser prolijo para lograr este propósito.  Haga su mensaje tanto oralmente como por escrito.  Los escritos deben ser breves pero al grano.  ¡No des un discurso cuando estés hablando con un cliente!  Simplemente hable con ellos.

Los modelos a seguir son importantes.  Esté atento a las buenas habilidades de comunicación de sus compañeros de trabajo o de su jefe.  Observe sus relaciones con los clientes y su estilo de comunicación asistiendo a las sesiones con sus clientes.  Presta atención al lenguaje que usan.  Examine sus escritos legales.  Presta atención a sus comentarios si alteran tus borradores.

Lenguaje que es positivo.  Cuando sea posible, trate de usar una redacción positiva.  Use la palabra «desafíos» en lugar de «contratiempos» o «problemas» como ejemplo.

La amabilidad es importante.  La canción de Tim McGraw «Always Stay Humble and Kind» es muy conocida entre los fanáticos de la música country.  McGraw es un sabio consejero.  Eres abogado, pero eso no significa que tengas que ser arrogante al respecto.  Cada cliente debe ser tratado con respeto.  Asegúrese de que aparezca en todas sus comunicaciones escritas y habladas.  ¡No olvide ser cortés con todas las personas que lo ayuden en su oficina mientras lo hace!

Hable alto y claro.  Siempre es preferible tener más claridad.  No intente impresionar a los clientes con su conocimiento legal usando términos latinos en su escritura.  Estos términos son sin duda útiles en tu escritura, pero ya nadie habla latín.  Puedes creer que estás impresionando a los demás con tu gran conocimiento, pero en realidad estás dando la impresión de… ¡bueno, ya sabes!

 Las instrucciones deben ser aclaradas.

La falta de comunicación es tan problemática como la falta o el bajo nivel de comunicación.  Aclare las instrucciones del cliente y las suyas propias, y luego verifique dos veces su comprensión de lo que hará y lo que hará el cliente.  No seas condescendiente.  En un caso exitoso, defina claramente ambos roles iguales.

Siempre sé amable.  Devuelva todas las comunicaciones con los clientes lo antes posible.  Si no puede lograrlo solo, delegue la tarea a sus asistentes.  Las devoluciones deben realizarse dentro de un día hábil.  ¡Una de las preocupaciones más comunes que tienen los clientes sobre sus abogados es la falta de comunicación oportuna!